revista-163 - page 50

[ 50 ]
Centro Financiero
transfieran este riesgo. Una ODFFI pue-
de seleccionar esta clasificación en el
Formulario IRS W-8BEN-E y hacer otras
aseveraciones bajo juramento, aunque
las instituciones financieras que deci-
den aceptar el riesgo diseñan su propio
formulario en vez de permitir el uso del
formulario oficial.
17. Patrocinio bajo FATCA es pro-
veer un GIIN.
Entidades que requieren
un GIIN para cumplir con FATCA sue-
len cometer errores que aumentan sus
riesgos de cumplimiento. Un riesgo co-
mún radica en el desconocimiento que
el patrocinador debe tener un GIIN con
el código SP que lo faculta como patro-
cinador y no basta con tener otro tipo
de GIIN como el SL, LE o ME. El patro-
cinio bajo FATCA establece el requisito
que el patrocinador realice todas las
labores que de otra manera debería
realizar la entidad patrocinada. Esto
implica que además de proveer el GIIN
indicado, el patrocinador debe adecuar
o proveer las políticas y procedimientos
de FATCA, realizar la debida diligen-
cia, proveer capacitación al personal
y coordinar o realizar las retenciones,
remisiones de dinero al IRS y reportes
requeridos.
Entidades que arbitrariamente se han
registrado para obtener un GIIN sin la
autorización y conocimiento de sus
directores nominales aumentan verti-
ginosamente los riesgos de sus direc-
tores y los de su proveedor de servicios
legales. Estos riesgos aumentan ex-
ponencialmente si es una entidad que
genera ingresos en los EE.UU. como
aquellas utilizadas para comprar con-
dominios que luego se alquilan. Este
riesgo se mitiga utilizando el asesora-
miento debido al adecuar las políticas y
procedimientos de la entidad.
18. Retención vs Multa.
FATCA es una
legislación estadounidense voluntaria
cuya obligatoriedad inicia al momento
en que la entidad voluntariamente se
registra en el portal de FATCA del IRS
y se compromete a cumplir, requisito
éste para que se le expida un GIIN y se
le considere una institución participan-
te. El precio de no cumplir con FATCA
es una retención, no multa, del 30% en
las transacciones que se realicen. Las
instituciones financieras que fungen
como corresponsales y todas las otras
instituciones financieras sujetas a FAT-
CA deben adecuar sus sistemas para
hacer la retención mencionada a las
llamadas instituciones financieras no
participantes (NPFFI). De igual manera,
las NFFE en los EE.UU. deben adecuar
sus sistemas de pago para no realizar
pagos a entidades en el extranjero suje-
tas a retención. Esto último es la razón
por la que las instituciones financieras
y otros que deben pagar sus facturas
por cargos legales u otros servicios
le piden a las entidades fuera de los
EE.UU. que proporcionen un Formulario
de la serie W-8 certificando su estatus
como entidades extranjeras. El IRC es-
tablece que la entidad que debe realizar
una retención y no la realiza, se hace
responsable por el pago de los tributos
que dejó de retener. Igualmente, una
vez que la entidad cuyos fondos hayan
sido retenidos subsane la deficiencia
que creó la retención, se le devolverá
los mismos.
Por otro lado, las multas que impone el
IRS son por proveer información falsa
en los formularios que se completan
bajo juramentación de veracidad; al re-
gistrarse en el portal de FATCA de IRS
con información errónea, como se está
dando en aquellos países sin IGA; por
asistir a personas y entidades a evadir
los requisitos de reporte, y por ignorar
completamente los requisitos de FAT-
CA, entre otros. El Anuncio 2014-33 de
mayo del año pasado otorgó un período
de transición de casi dos años. Durante
este período de transición, el IRS va a
tomar en consideración el esfuerzo que
se está haciendo por cumplir con FAT-
CA al momento de imponer las multas.
De manera explícita, el anuncio esta-
blece que esta consideración no se le
extendería a aquellas entidades que
no estaban realizando un esfuerzo de
cumplimiento real.
19. Con un IGA firmado no tengo
ningún riesgo ni responsabilidad.
La
firma del IGA se ha interpretado como
un pase al cumplimiento con FATCA
y muchos Oficiales de Cumplimiento,
automáticamente designados como
Oficiales Responsables de FATCA, asu-
men que no tendrán que hacer nada
para cumplir. Si bien es cierto que
con la firma del IGA las instituciones
dentro del país obtienen el estatus de
deemed-compliant (están cumpliendo),
este es un estatus que no exime de
cumplimiento con FATCA, al menos que
alguna labor esté explícitamente exento
en el IGA. Por ejemplo, países como las
Islas Vírgenes Británicas han negocia-
do varias exenciones –identificar a los
recalcitrantes, pero no reportarlo– que
no se han escuchado que Panamá ne-
goció. Independientemente del IGA, el
cumplimiento con FATCA prevalece y
en su momento las autoridades locales
tienen que implementar el marco regu-
latorio para que se realicen las labores
de cumplimiento de FATCA en nuestro
país. El incumplimiento con FATCA po-
dría traer consigo multas y acciones fi-
nancieras adversas para el Oficial Res-
ponsable de FATCA y para la entidad
que no cumple por intención u omisión.
1...,40,41,42,43,44,45,46,47,48,49 51,52,53,54,55,56,57,58,59,...60
Powered by FlippingBook